A volar pajarito

Monicarretero

Resumen de los hechos:

Pues aquí el tema macabro de los viajes con niños, a sus tres meses de edad mi pequeña hizo su primer viaje en avión, y qué les digo, no solamente eso, sino que el viajecito duró 12 horas….un poco de antecedentes ante eso….

Primero, fuimos a ver al “pediatra de viajes”, le explicamos que queríamos salir con la pequeña y que el destino era México, para mi sorpresa ha sido de los pocos que no te ven con cara de “¿hay agua potable?” “¿fiebre amarilla?” “¿hay que comer?” ”¿En caso de emergencia hay hospitales?”….etc., etc., etc. Le puso una vacuna, para la edad y listo.

Segundo, el pasaporte, el cual se paga por un año, pero ojo que si el niño cambia, hay que cambiarlo completamente (como si siguieran iguales durante un año)….el problema es la foto, muchos requisitos y al final tienes una cara deforme que dicen es tu hija.

Tercero: Lista de cosas por llevar para el bebé, que como bien sabemos terminas cargando más cosas para la pequeñita que para ti misma, eso sin contar los alimentos que puedes o no pasar, si la carriola la subes, si esto, si el otro.

Estas fueron las bases para nuestro primer viaje en familia, luego, después de hacer un buen sondeo con las amigas, ellas aconsejaron comprar algún juguete (que seguramente se perdería en el avión), llevarle una sabana para que no estuviera en contacto con la tela en la que han pasado quien sabe cuantos miles de millones de niños… Yo por si acaso, un Ipad con un sin fin de canciones, un par de juguetes preferidos y un par de juguetes dispuestos a perder…

Una vez cerradas las maletas (después de mil), estresados y saliendo corriendo para llegar a tiempo, me puse a la pequeña en un canguro y muy orgullosa (obvio dejando ya las maletas, haciendo el check in y pasando todos los controles) me pavoneaba con mi hermosa hija por el aeropuerto….ese mismo día, atentado de bomba, corran para no perder el avión, nos quedamos dentro del avión por más de 40 minutos y con un calor que parecía el mismísimo infierno….eso sí el personal súper amable y atentos a cualquier necesidad tanto de la bebé como de la mamá, mi esposo se encargaba de cambiarla (gracias a Dios) y de pasearla de vez en cuando….la ida finalmente no fue tan dramática y sobre todo mi dulce retoñito durmió (cosa rara), de verdad que no pensé que fuera tan fácil…la única complicación que pudiera haber tenido y fue en breves momentos, es que cuando hay turbulencia hay que tener el bebé contigo (no en la camita que te dan), y claro como hay que esperarse eso pasa cuando ellos duermen como angelitos bajados del cielo, pero bueno, gajes del oficio y sinceramente en nuestras 12 horas nos fue muy muy bien, mientras uno comía, el otro cuidaba, mientras ella comía el papá dormía, pero al final no fue necesario ni el Ipad, ni los juguetes, ni nada…(aunque no se usen hay que ser precavidos)…

México , fue como un sueño, ella feliz de la vida, consentida por toda la familia, en especial sus abuelos que se derretían cada vez que la veían, hasta hicimos un viaje en coche a Guanajuato, simplemente fue genial!

Anuncios

4 pensamientos en “A volar pajarito

¡Muchas gracias por participar y dejar un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s